La Espido que te trajo

Puede ser que tengas los labios dulces de gominola y la voz suave como algodón de azúcar. Tiemblan tus cuerdas vagando en un mar de aire deseando salir de tus pulmones. Empujan al oxígeno hacia el torrente sanguíneo. Para volver a respirar, una y otra vez.

Tu voz suena a ayer y a hoy al mismo tiempo. Viaja por el aire del presente con melodías del pasado y en el mismo trayecto acaricias el corazón con la bossa nova. Le haces el amor a mis oídos y dibujas caramelos de luz en el aire. Es un orgasmo tu nana. Es un placer tu gemir. Mientras aprietas los labios para hacer ‘mmmmmmm’ yo me voy desvaneciendo…

No me gusta Espido, pero me trajo hasta ti. Gracias a la radio, que me ha dado tanto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s